SAE | Servicio de Asesoría Empresarial
*Campos obligatorios
¿Olvidó su contraseña?

Nota del Economista

05/04/2020

El balance de la semana, por Hugo Santa María.

Cuestión de confianza

Buenos días, amigos:

Esta semana, el Congreso de la República se sumó a la larga lista de riesgos que enfrenta la economía peruana y a los múltiples frentes de crisis con los que el Gobierno, el BCR, la SBS y otras autoridades tienen que lidiar. Nuestro parlamento, en su legítimo afán por atender las necesidades de la población, ha presentado más de 60 proyectos de ley sobre temas económicos, varios de los cuales podrían dañar la situación económica de las familias en lugar de ayudarlas. Así, la noche de este viernes aprobó (con 104 votos a favor) el proyecto de ley que permite a los afiliados al Sistema Privado de Pensiones retirar con restricciones hasta el 25% de su fondo de jubilación. Con esta medida, seguramente popular, quienes retiren sus fondos lo harán en el peor momento debido a las caídas históricas que sufren actualmente los mercados. Los que decidan mantenerlos también serán afectados porque la venta de activos que deberán efectuar las AFP para atender las solicitudes de retiro podría deteriorar aún más el valor de los fondos y alargar la recuperación. Tomando en cuenta lo expresado por el MEF, el BCR y la SBS respecto de la inconveniencia de esta medida, correspondería que el Ejecutivo observe la norma.

Por otro lado, el Congreso parece no estar dedicándole suficiente tiempo al debate y reflexión sobre las reformas políticas que podrían hacernos llegar a las elecciones de 2021 con mejores reglas electorales, de modo que podamos mirar el futuro con más optimismo. Es una cuestión de confianza. Los parlamentarios deben permitir y apoyar que el Ejecutivo maneje los múltiples frentes de crisis, y abocarse más bien a priorizar lo que fue su mandato principal: trazar la ruta para que lleguemos al Bicentenario de la República con un sistema político que sirva mejor a los ciudadanos.

El otro elemento de riesgo que en APOYO Consultoría hemos comenzado a ver con más preocupación es la incertidumbre respecto de las restricciones al funcionamiento del aparato productivo durante y después de la cuarentena. El Gobierno ya decidió que la limitación de las actividades económicas y tránsito de personas es la herramienta principal para frenar al COVID-19. En ese contexto y dentro de esa lógica, debe darse un diálogo fluido entre los sectores público y privado para acordar protocolos de operación sectoriales que permitan poner la economía a trabajar. Es también una cuestión de confianza mutua y transparencia entre los sectores público y privado. El Perú tiene empresas y sectores enteros de clase mundial que seguramente pueden volcar esa capacidad al manejo de protocolos que mantengan el riesgo de contagio del COVID-19 en niveles controlados.

Nos vemos en el Webinar-Reunión Especial Sectorial del miércoles 8 de abril a las 8 am en el que analizaremos la situación de los sectores turismo y restaurantes, dos de los más golpeados por la crisis.

Cuídense y que tengan un buen domingo.

Hugo Santa María

Socio y Economista Jefe
SAE – Servicio de Asesoría Empresarial

NUESTRA MIRADA

A un año del inicio del Gobierno de Pedro Castillo, más de la mitad de los consumidores limeños se considera en crisis económica

Luego del primer año de gobierno del presidente Castillo, en julio de este año, el Índice de Confianza del Consumidor para Lima Metropolitana de APOYO Consultoría e Ipsos (Indicca) alcanzó un nuevo mínimo histórico ubicándose en 31 puntos.

La percepción de que el Perú está retrocediendo está en su nivel máximo en más de 30 años

La última encuesta encargada por APOYO Consultoría a Ipsos Perú sobre la percepción de desarrollo y situación económica del país reveló que 2 de cada 3 peruanos perciben que el Perú está retrocediendo. Este es el mayor porcentaje registrado en los últimos 31 años.

2S2022: Moderación marcada en el ritmo de crecimiento económico

Hay tres dinámicas recientes que están definiendo el entorno de negocios. Primero, la producción minera ha seguido su tendencia a la baja en el 2T2022. Segundo, la capacidad adquisitiva de la mayoría de las familias se ha deteriorado. Tercero, la inversión se ha visto afectada por la elevada incertidumbre política y el deterioro de la gestión pública.

Contáctanos