SAE | Servicio de Asesoría Empresarial
*Campos obligatorios
¿Olvidó su contraseña?

Riesgo regulatorio

21/01/2021

El riesgo regulatorio se mantendrá elevado durante el 2021

El 2020 fue el año con el mayor riesgo regulatorio proveniente del Congreso de la República en al menos 15 años. Entre mayo y julio del año pasado, se alcanzó el nivel máximo de número de proyectos de ley regulatorios (PLR), llegando a un promedio de 96 al mes.

En el 2021, lo más probable es que el riesgo regulatorio se mantenga muy elevado debido a que los principales factores que lo impulsaron al alza continuarán presentes y se han sumado nuevos aspectos que lo exacerban:

a) Crisis sanitaria y económica: El fuerte deterioro en la situación de las familias producto de las crisis y la insuficiente respuesta por parte del Estado pusieron aún más en evidencia diversas demandas ciudadanas insatisfechas. Este contexto, que continuará durante el 2021, condujo a que los congresistas aumentaran su producción legislativa.

b) Alta demanda y oferta de medidas populistas: La mayoría de los proyectos de ley regulatorios presentados -si bien buscaban aliviar la situación de las familias- estuvieron marcados por la ausencia de análisis de impacto económico (de corto o largo plazo), no lograban solucionar el problema en cuestión y fueron utilizados para ganar capital político en un contexto de crisis. Más aún, la mayoría de las medidas populistas que aprobó el Congreso durante el 2020 contó con amplio respaldo popular.

c) Deterioro en el balance de poderes del Estado y del sistema de partidos: Los casos de corrupción y la intensa confrontación entre el Ejecutivo y el Legislativo de los últimos años han dejado a las instituciones del Estado y partidos políticos en una situación precaria. Esto también ha generado que disminuyan (o desparezcan) los liderazgos claros en las bancadas o partidos políticos que solían ayudar a tender puentes de diálogo entre el Ejecutivo y las diversas agrupaciones políticas.

Por ello, es probable que la relación entre los poderes del Estado siga siendo conflictiva, que se mantenga la dificultad para lograr alianzas políticas duraderas entre los actores políticos y, por lo tanto, sea más difícil lograr consensos frente a propuestas regulatorias perjudiciales.

d) Empoderamiento de la protesta social: Luego de la crisis política de noviembre, se incrementó la conflictividad social y es probable que ello continúe. Esto aumenta la presión al alza sobre el riesgo regulatorio, siendo la derogación de la Ley de Promoción Agraria el punto más álgido hasta ahora.

e) Crisis reputacional del sector privado: Seguirá afectando la capacidad de los gremios para tender puentes de diálogo con las autoridades y para mitigar los impactos negativos de las propuestas legislativas.

f) Contexto electoral (1S2021): Es probable que algunas bancadas busquen impulsar medidas populistas con el objetivo de ganar visibilidad para sus partidos de cara a las elecciones del 2021.

g) Primer año del próximo Congreso (2S2021): De acuerdo con un estudio realizado por APOYO Consultoría, durante el primer año del Congreso se suelen presentar la mayor cantidad de proyectos de ley. Asimismo, si bien el próximo Congreso también sería relativamente fragmentado, es probable que se mantenga el elevado consenso observado durante el 2020 respecto a medidas populistas.

En esta línea, por el momento, existen algunas iniciativas regulatorias que se definirán durante los próximos meses:

NUESTRA MIRADA

PANORAMA ECONÓMICO

El 2021 arrancó con algunos retrocesos. Con el fin de mitigar el impacto de la segunda ola de contagios por COVID-19, en el último mes el Gobierno dispuso medidas restrictivas más severas y extensas. Reflejo de ello, la operatividad de la economía ha retrocedido a niveles cercanos a los observados en junio, cuando estábamos en la segunda fase de reapertura económica. Y, como consecuencia, en enero y febrero la actividad económica se habría contraído nuevamente, luego de haber recuperado niveles prepandemia al cierre del 2020.

INDICCA

En enero el Indicca (Índice de Confianza del Consumidor de Lima Metropolitana de APOYO Consultoría e Ipsos) se ubicó en 40 puntos, tres puntos por debajo de la medición del mes anterior. Este resultado representa un ‘bache’ en la incipiente recuperación de la confianza de los consumidores que empezó a observarse al cierre del año pasado.

Panorama económico

Debido al rápido incremento en el número de casos de COVID-19 y al colapso del sistema sanitario, el Gobierno anunció nuevas restricciones para disminuir la propagación del virus y algunas medidas de alivio económico para compensar su impacto. Con la información disponible hasta ahora, consideramos que las medidas del Gobierno tendrían un impacto agregado moderado sobre el PBI del 2021. De hecho, las restricciones actuales reducirían el PBI anual en cerca de 0,5 p.p. por cada mes de vigencia.

Contáctanos